¿Qué es la hiperplasia prostática benigna y cuáles son los síntomas?

La próstata suele ser uno de los órganos que mayor afecta a los hombres cuando llegan a cierta edad, provocando una hiperplasia prostática benigna.

Pero antes de continuar, debes saber qué es la próstata y ésta no es otra cosa que una glándula de pequeño tamaño, que se encuentra en la parte baja de la vejiga.

Y a continuación, te contaremos cómo ésta puede terminar con una hiperplasia benigna.

¿Qué es la hiperplasia prostática benigna?

La próstata es una glándula que compone porción del sistema reproductor masculino.  Se ubica debajo de la vejiga y en la parte delantera del recto, produce un líquido que combinado con el esperma forma el semen.

El tamaño de la próstata va aumentando en la pubertad y su crecimiento se desacelera en las próximas décadas de vida.

Esto quiere decir que la próstata no causa problemas sino hasta cierta edad.

La hiperplasia prostática benigna es, por tanto, un crecimiento fuera de lo normal, de origen no canceroso de la próstata.

Cuando esta glándula aumenta de tamaño obstruye el paso de orina por la uretra, causando que la vejiga no pueda vaciarse por completo, con el tiempo esto se agrava.

 

Síntomas de la hiperplasia prostática benigna

Sus síntomas son netamente obstructivos, por lo cual te los mencionaremos a continuación:

  • Micción intermitente.
  • Disminución de la fuerza del chorro urinario.
  • Adelgazamiento del chorro urinario.
  • Dolor y ardor al orinar.
  • Aumento de la frecuencia urinaria por las noches.
  • Ganas incontrolables repentinas de ir a orinar.

En ocasiones hay hombres que no experimentan ningún tipo de síntoma, ya que la vejiga logra compensar la presión ejercida por la próstata.

Otros síntomas de la hiperplasia prostática benigna son:

  • Molestia y dificultad al inicio de la micción.
  • Molestia después de haber orinado.
  • Sensación constante de ganas de orinar, aun cuando ya lo haya hecho.

Cuando la orina que se encuentra en la vejiga ocasiona irritación se producen síntomas más graves como:

  • Dolor agudo al orinar.
  • Necesidad incontrolable de vaciar la vejiga.
  • Incontinencia urinaria.

Como ya se mencionó, hay hombres que no presentan síntomas de hiperplasia prostática, pero si has experimentado alguno de estos síntomas es importante que acudas al urólogo.

Esto se debe a que hay tratar a tiempo esta enfermedad, ya que produce bastantes molestias en el cuerpo.

Si eres mayor de 45 años se recomienda realizarse el examen prostático, de esta manera se podrá tratar a tiempo este mal que afecta a muchos hombres. Si tienes alguna consulta que realizarnos, no dudes en dejar tu comentario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.