Atrévete a hacer el Camino de Santiago en Verano con estos consejos

Hacer el Camino de Santiago en verano es una de las costumbres más arraigadas por los turistasqje se dirigen a Compostela, ya que se trata de una época bastante fresca y con más horas de luz para hacer los diferentes recorridos propuestos, ya sea a pie y con tu grupo de amigos o en bicicleta y en solitario.

En esta época se suelen planificar esos viajes y actividades a través de la montaña o en paisajes que posean riachuelos para refrescarse por el camino, es por esto que el recorrido a Santiago es el ideal para aquellos que disfrutan del senderismo o de una simple caminata bajo el sol, charlando y haciendo nuevas amistades.

Consejos para planificar el verano

Además de lo antes mencionado, esta época del año es la que cuenta con más vacaciones planeadas en todo el mundo, por lo que hacer el Camino de Santiago en verano es bastante común, pero estimó significa que lo harás de forma descuidada; es por eso que hoy te traemos los mejores consejos para preparar tu recorrido:

  • Planifica la ruta: Antes que nada debe venir la planificación de la ruta, sobre todo si te diriges a un sitio que es nuevo para ti y tu grupo, para esto es necesario que busques información sobre el recorrido y las etapas y conseguir un mapa y un gps para ubicarte en todo momento.
  • Prepara una mochila: Aunque muchos de los recorridos a Santiago cuentan con farmacias y demás negocios que te ofrecen todo aquello que necesites, siempre es bueno llevar una mochila con lo ideal para esos trayectos largos, donde la próxima tienda se encuentra a varios kilómetros.
  • Escoge ropa cómoda: Es importante que tu ropa y calzado sean adecuadas y cómodas para la época, ya que sufrirás de demasiado calor en ocasiones y eso a veces genera roces y ampollas; lo más recomendable es usar ropa con buena ventilación, y zapatos de buena calidad con sus respectivas medias cómodas.
  • Lleva hidratación y protección: La hidratación es sumamente importante siempre que se hace ejercicio, por lo que cuando hace mucho calor, es mucho más necesaria; además de esto, debes proteger tu piel de los rayos solares para que no se queme y reseque, así que utiliza un bloqueador solar siempre.

Una vez que ya tengas lo necesario a la mano, entonces puedes dirigirte a la ruta escogida y hacer el Camino de Santiago en verano y sin ningún tipo de preocupaciones; no olvides empacar algún chocolate o barra de proteína, para esos momentos en el que el ejercicio te deje exhausto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.